Lo que (te) ocurre

¿Cómo vives el dolor emocional de algo importante, de una enfermedad grave, de una pérdida, de una muerte?…. ¿Puede haber distintas maneras de vivir ese momento dentro de ti?.

¿Te imaginas que lo vives con la pura sensación de que sólo ocurre, y no con la de que te está ocurriendo?. De hecho es así la vida a todo momento, está sucediendo. Si observas cualquier función biológica en ti percibirás que simplemente ocurre, sucede que la digestión se hace, que la respiración es un intercambio que ocurre por sí mismo, etc. Y lo mismo con las características humanas de tener emociones, sentimientos, pensamientos, memoria, deseos…..  ¡ La vida sucede por sí misma!. ¿Puedes sentirlo así aquí y ahora?. Y si es así, ¿cómo te sientes?.  De la misma manera se puede vivir el dolor, como algo que sucede. Así no hay división entre tú y el dolor, sólo dolor, hay una entrega que tampoco es tuya, es la vida expresándose así en ese instante en forma de una emoción. No hay una oposición, o lucha, o resistencia por parte de nadie, porque no se fomenta la idea de separación de un yo al que le está ocurriendo ese suceso.

El dolor vivido como un acontecimiento que forma parte de la Totalidad de la vida, como parte del funcionamiento de una unidad vital, no viene acompañado del pensamiento de que no debería ocurrir porque está sucediendo. No se buscan porqués, ni para qué a lo que se vive, sólo existe en ese instante lo que Es, sin oposición. No se necesita de ninguna explicación que dé sentido a lo que está pasando, el simple hecho de que sucede ya tiene su propio sentido, porque nada de lo que ocurre está fuera de lugar. Se puede vivir esa experiencia sin la necesidad de superponer una historia, que probablemente busca alivio ante el rechazo previo de la situación. Lo que ocurre es que de raíz ya no hay rechazo.

Cuando un ser querido muere suele haber un gran impacto emocional, en medio del cual la mente ocupa un primer plano con sus recuerdos sobre esa persona, o con pensamientos y juicios sobre lo sucedido. Todo esto es normal, es la vida. Y también puede suceder que todo el funcionamiento de la mente pueda ser observado, perdiendo así su fuerza y desapareciendo el sufrimiento que se genera cuando somos arrastrados por ese torrente de recuerdos y pensamientos. De esta manera lo que queda es el dolor en su pureza envuelto en la paz que hay detrás de las historias. No es una paz dual, sino no-dual, o sea que no tiene a su opuesto. Por lo que se puede dar a la vez que cualquier estado transitorio de dolor, alegría, tristeza, rabia, entusiasmo…

Vivir el dolor que trae el momento presente a través de la muerte de un ser querido sin el pasado, sin lo conocido, sin la recreación de la memoria, sólo esto que es ahora mismo, es vivirlo en plenitud, sin filtros. Experimentarlo con todo. De repente aparece un silencio que siempre ha estado ahí y lo envuelve todo. Es como la quietud en medio del movimiento del dolor. Sólo esto, no hay otro sitio donde ir, no hay rechazo, ni lucha, ni esfuerzo por aceptar, ni explicaciones sobre lo que Es. Sólo lo que Es, desnudo de historias. Todo alumbrado por la luz de la Comprensión de que todo lo que sucede es el funcionamiento de la Totalidad.

 

Cuánto sufrimiento añade la mente en estas situaciones dolorosas. No es que lo hagas tú, sino que también es otro funcionamiento de la Totalidad lo que hace la mente. Está en su naturaleza ocupar el primer plano a través de variadas estrategias, como por ejemplo la identificación. Al identificarte con el dolor ya pasas a “ser alguien” con dolor.

Vivir el fallecimiento de un ser querido….. desde la plenitud de la vida, como parte de la Unidad, siendo esa Unidad, es como cuando una ola acaba su recorrido en la orilla, en realidad durante su nacimiento, duración y final ha sido océano siempre. Y todo lo que se ha vivido como entidad aparentemente separada como ola, en realidad ha sido el propio mar quien ha hecho cada uno de sus movimientos. Todo es océano desde la superficie a la profundidad, cada ola es la Unidad. Sólo hay Océano, tomando distintas formas: en calma, agitado, con olas….

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s